sábado, 15 de noviembre de 2008

MAS DE SALUD (O MENOS) MAOMENO GRACIAS!

Doy fe y agrego que en los Hospitales Nacionales de aquel momento, Jose T. Borda por ejemplo, también sucedía a principio de los 90!

Página12

Sábado, 9 de Marzo de 2002


LOS INTERNOS, DESNUTRIDOS POR LA COMIDA DEFICIENTE

La dieta del neuropsiquiátrico

Los médicos bonaerenses estudiaron a 500 pacientes del Melchor Romero: descubrieron que en dos meses bajaron un promedio de cuatro kilos cada uno por la falta de proteínas en las raciones.



Por Horacio Cecchi
Un estudio realizado por médicos bonaerenses en pacientes de neuropsiquiátricos públicos reveló un cuadro desolador, montado en la crisis terminal del sistema de salud. Durante dos meses y medio, analizaron la evolución de 500 internados de 18 salas en el hospital Melchor Romero. La conclusión del estudio fue aterradora: los enfermos habían bajado casi cuatro kilos de peso en promedio durante ese período y presentaban serios problemas de desnutrición debido a los escasos valores proteicos de las raciones diarias. Según la gremial de médicos bonaerenses, CICOP, el cuadro crítico de desnutrición se hace extensivo a otros hospitales bonaerenses. Los concesionarios, escudándose en las grandes sumas que adeuda el Gobierno, entregan un “menú de emergencia”: total ausencia de carnes rojas, pescado, la leche está aguada, no hay pan ni azúcar. El ministro de Salud bonaerense, Ismael Passaglia, reconoció que existen deudas, pero sostuvo que “no hay que generalizar”. Según el funcionario, el problema está radicado en un sólo concesionario que trabaja en 10 hospitales, y ya fue dado de baja.
El estudio fue realizado por médicos del hospital neuropsiquiátrico Melchor Romero, en La Plata. Su capacidad es de 1200 pacientes y cuenta con un plantel de unos 300 profesionales. El inicio del estudio se debió a un motivo visual y ocasional. “Empezamos a ver que los pacientes estaban más flacos”, indicó a Página/12 un especialista. Iniciaron entonces un relevamiento para determinar las causas. Durante dos meses y medio, entre noviembre y febrero, siguieron la evolución de 500 pacientes de 18 salas del hospital. Al finalizar el estudio determinaron que “la caída en el tenor proteico de las raciones provocó que los pacientes perdieran 3,800 kilos en promedio” durante ese período, aseguró Jorge Yabkowski, secretario general de la asociación gremial de médicos bonaerenses, CICOP.
“En los últimos diez meses hubo crisis recurrentes, cortes de concesiones por incumplimiento en la entrega de raciones –dijo Yabkowski a este diario–. En algunos casos, los médicos terminaban comiendo en los bares porque no les entregaban la comida. Los concesionarios argumentaban que era por falta de pago del gobierno. Pero si el problema viene pasando en todos los hospitales, los neuropsiquiátricos están en crisis porque sus pacientes son marginales, no tienen contención familiar, no tienen cómo protegerse.” Son tres los neuropsiquiátricos dependientes de la provincia: el hospital Estévez, en Temperley; la colonia Open Door, cerca de Luján; y el Melchor Romero, en La Plata. “En el Romero no había azúcar, la leche estaba aguada, no había pan ni carne”, dijo Yabkoswski.
“Venimos con problemas de dietas desde el último trimestre del 2001 –declaró Miguel Lescano, secretario de la regional La Plata de CICOP–. Después del ajuste, a partir de la Ley de Emergencia que establece el Patacón, muchos proveedores se negaron a aceptar esa moneda. El corralito y la incertidumbre en los cobros agudizó el problema porque muchas empresas dejaron de cumplir los contratos. Toda esta discusión se expresó en dietas que ellos llamaron menú de emergencia. En muchos hospitales se suspendió la ración al personal, y se entregaba un sandwich y una fruta. Pasó en el hospital de Berisso, en el Ludovica de niños, en el San Martín, en el Romero. El Güemes, de Haedo, funcionó con la solidaridad de los trabajadores del proveedor, que decidieron trabajar durante diez días de noviembre sin cobrar sueldos”.
El valor de las raciones hospitalarias surge de un promedio de los diferentes tipos de raciones exigidas: las normales y las específicas para los distintos tipos de padecimientos. Cada ración cubre las cuatro comidas diarias y está destinada a pacientes, médicos y empleados. El valor oscila entre los 5 y los 8 pesos. “Si durante tres meses no les pagan, resulta difícil de sostener”, sostuvo Lescano.
La preocupación de los médicos de CICOP ya no es el cuadro de desnutrición, sino lo que se viene. “El presupuesto del año pasado para Salud fue de 950 millones de pesos –dijo Yabkowski–. Se habla que este año va a ser de 880. No quiero ni pensar dónde va a ser el recorte.”
Por su lado, el ministro de Salud bonaerense, Ismael Passaglia, aseguró a este diario que “no va a haber recorte en el presupuesto de Salud”. Reconoció las dificultades de pago del Gobierno pero sostuvo: “No hay que generalizar. La dificultad en el pago es para todos los concesionarios, pero con el único que hubo problemas fue con Cassano, que trabajaba en unos diez hospitales, entre ellos el Romero, el Ludovica, el Open Door, el Larraín, el Cetrángolo. Hace quince días le dimos de baja el contrato y ya están trabajando nuevas empresas”.

No hay comentarios: