miércoles, 6 de mayo de 2009

ELECCIONES

He leído los diarios, he escuchado la radio - mientras conducía por el tránsito bastante tranquilo de Buenos Aires- en fin, he sufrido las noticias de las luchas absurdas por el poder en mi patria. Se juegan en mi país las elecciones, legislativas y otras.

Uno tiene una patria, por designio azaroso o por elección, entre otras vicisitudes. Uno puede tener patria desde siempre, una sola. O puede tener patria desde hace poco, crecer con ella y tener mas de una, muchas. O suponer que el mundo todo, es la patria.

Tengo patria por elección, no por mi elección. El azar podría haber enviado a mi abuela a Nueva York, adonde fueron cuatro de sus seis hermanas, luego de morir sus padres en Agrigento, con once años la mayor de las seis. La decisión de mi abuelo lombardo, a poco de llegar a este país, fue arrojarse de un tren en marcha, a sus trece años, en el lugar que desde ese tren eligió. Allí vivió, allí murió. La decisión de su madre, austríaca, fue seguirlo donde él fuera, y allá marchó toda la familia detrás de mi abuelo, al medio de la pampa. "No vuelvan a Europa” aconsejó.

La elección de mis abuelos españoles fue casarse y venir a Argentina, a ningún otro lugar, a Argentina. Para ellos Argentina era “La América” y mi abuelo de tanto ir y venir de Argentina terminó siendo en España " el americano".

Así devine yo Argentina y Americana, por aquellas elecciones, que reivindiqué hace muchos años.

Al decir de Borges - otro Argentino, que decidió hace hoy 23 años, que al morir sus restos descansaran en Ginebra – los míos vinieron a "fundarme la patria" trayendo consigo otras patrias que he heredado.


Esa patria, que está siendo desgarrada, es mía, también.


Fundación mítica de Buenos Aires. Jorge Luis Borges


¿Y fue por este río de sueñera y de barro
que las proas vinieron a fundarme la patria?
Irían a los tumbos los barquitos pintados
entre los camalotes de la corriente zaina.

Pensando bien la cosa, supondremos que el río
era azulejo entonces como oriundo del cielo
con su estrellita roja para marcar el sitio
en que ayunó Juan Díaz y los indios comieron.

Lo cierto es que mil hombres y otros mil arribaron
por un mar que tenía cinco lunas de anchura
y aún estaba poblado de sirenas y endriagos
y de piedras imanes que enloquecen la brújula.

Prendieron unos ranchos trémulos en la costa,
durmieron extrañados. Dicen que en el Riachuelo,
pero son embelecos fraguados en la Boca.
Fue una manzana entera y en mi barrio: en Palermo.

Una manzana entera pero en mitá del campo
expuesta a las auroras y lluvias y suestadas.
La manzana pareja que persiste en mi barrio:
Guatemala, Serrano, Paraguay, Gurruchaga.

Un almacén rosado como revés de naipe
brilló y en la trastienda conversaron un truco;
el almacén rosado floreció en un compadre,
ya patrón de la esquina, ya resentido y duro.

El primer organito salvaba el horizonte
con su achacoso porte, su habanera y su gringo.
El corralón seguro ya opinaba YRIGOYEN,
algún piano mandaba tangos de Saborido.

Una cigarrería sahumó como una rosa
el desierto. La tarde se había ahondado en ayeres,
los hombres compartieron un pasado ilusorio.
Sólo faltó una cosa: la vereda de enfrente.

A mí se me hace cuento que empezó Buenos Aires:
La juzgo tan eterna como el agua y el aire.

10 comentarios:

Ricardo Musso dijo...

Hola Ana!

Que bella manera de describir los avatares por medio de los cuales nuestros orígenes no dieron una PATRIA, ésta PATRIA, nuestra PATRIA.
Es la imagen del imaginario de la MADRE ¿no?.
Que nos genera sentimientos ambivalentes; que queremos y odiamos; que mimamos y maltratamos; que abandonamos pero extrañamos; que quisiéramos no ver más, pero tememos su ausencia.

¿Te acordas…

Porque me duele si me quedo.
Pero me muero si me voy.
Por todo y a pesar de todo,
mi amor yo quiero,
vivir en vos…


…de María Elena?

Yo la amo!.
Me dispuse a morir por, y en ella, si me tocaba, y ahora que mis 5 hijos han conservado su nacionalidad, porque su padre así lo decidió, con más razón…aquí me quedo!.

Por otra parte…, sin considerarme bajo ningún aspecto un xenófobo; “cuanto más conozco a le gente… más quiero a mi perro!

Excelente entrada, afectiva, evocativa, patriótica!
Besos.
Rik

PD: Dicen que el voto no se canta, pero aunque no sea de mucha ayuda para la PATRIA, tengo miedo por ella, que la lleven por viejos caminos que ya conoció, vio y padeció, así que solo diré que me gusta la letra 11 de nuestro abecedario para las urnas! (la 12 con la “ch”…jajajaja).

Xaj dijo...

Sabés... Borges había pedido que sus restos descansaran acá, en BA, en el cementerio de la Recoleta. Es María Kodama la que creó esa berretada de ponerlo allá, en Ginebra.

Borges siempre fue, y será, porteño de alma.

agustinromerobarroso@gmail.com dijo...

Tres propuestas:
UNA.- Creo que Borges está donde debe: en el planeta Tierra, en el mundo, pues era un ciudadano del mundo, primero, luego bonaerense, luego Borges, o al revés...

DOS.- El Borges vivo está aquí, porque lo leo lo convoco y viene. Sus restos da lo mismo...

TRES.- En el Parnaso, a donde navegó en alma y cuerpo, de manera que en Ginebra no hay nada, sino humo, y si lo llevan a Buenos Aires lo mismo, nada...

Creo que debe dejarse a los muertos en paz donde estén. Algo similar están maquinando acá con los restos de Machado, que a mí me da lo mismo donde anden, si están en Colliure, (France) pues es donde les llevó el destino y bien están pues...

Un saludo respetuoso

Ana dijo...

Hola Xaj: No se que habrá pedido Borges, o mejor, que habrá deseado Borges, si lo supiera, sería Borges y es mas que obvio que no lo soy.... De hecho la muerte lo tomó en Ginebra y no por casualidad. Me parece horrendo que se utilicen los huesos - con algún pedazo de tendón descompuesto - que habrá quedado del Borges material, para maniobras de cualquier tipo. Su obra es patrimonio de quien quiera leerla y disfrutarla, sus restos no son de nadie. Maria Kodama fue su compañera, elegida por él , además de su legítima esposa, si alguien tendrá algo que decir sobre eso, en definitiva será ella.
Me da lo mismo donde estén sus restos, que por otro lado, a quien le importan?
Un beso grande.
Hola Ricardo: Si, Borges tiene un modo realmente bello de describir la patria, que a su vez está, en nuestro caso, formada por otras patrias que nos hacen historia. Yo creo que esas elecciones, esos sueños de los nuestros - ese lugar, que de todo el mundo es este, que les ha dado refugio a los nuestros; que venían, casi sin variación, buscando un lugar diferente "buscando su Itaca" al decir de Borges también , buscando "la América", la libertad buscaban - nos han atravesado, porque los nuestros Rik, han encontrado acá ese sitio. Claro que uno puede ELEGIR otra cosa. Te acordás del Santos Vega :

...Mudos ante él se volvieron,
y, ya la rienda sujeta,
en derredor del poeta
un vasto círculo hicieron.
Todos el alma pusieron
en los atentos oídos,
porque los labios queridos
de Santos Vega cantaban
y en su guitarra zumbaban
estos vibrantes sonidos:

"-¡Los que tengan corazón,
los que el alma libre tengan,
los valientes, ésos vengan
a escuchar esta canción!
Nuestro dueño es la nación
que en el mar vence la ola,
que en los montes reina sola,
que en los campos nos domina,
y que en la tierra argentina
clavó la enseña española.

"Hoy mi guitarra, en los llanos,
cuerda por cuerda, así vibre:
¡hasta el chimango es más libre
en nuestra tierra, paisanos!
Mujeres, niños, ancianos,
el rancho aquel que primero
llenó con sólo un ¡te quiero!
la dulce prenda querida,
¡todo!... ¡el amor y la vida,
es de un monarca extranjero!

"Ya Buenos Aires, que encierra,
como las nubes, el rayo,
el Veinticinco de Mayo
clamó de súbito: "¡Guerra!"
¡Hijos del llano y la sierra,
pueblo argentino! ¿Qué haremos?
¿Menos valientes seremos
que los que libres se aclaman?
¡De Buenos Aires nos llaman,
a Buenos Aires volemos!

"¡Ah!, ¡Si es mi voz impotente
para arrojar, con vosotros,
nuestra lanza y nuestros potros
por el vasto continente;
si jamás independiente
veo el suelo en que he cantado,
no me entierren en sagrado
donde una cruz me recuerde:
entiérrenme en campo verde,
donde me pise el ganado!"...
Un besote
Hola Agustín:
Efectivamente, donde estén los restos de Borges francamente me da lo mismo, en definitiva la obra de un poeta no le pertenece, es como la patria, uno la lleva dentro, la hace suya, listo. Ni los restos se salvan de manipulaciones.
Un beso fuerte.

Ana dijo...

Arte Poetica J.L Borges

Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua.

Sentir que la vigilia es otro sueño
que sueña no soñar y que la muerte
que teme nuestra carne es esa muerte
de cada noche, que se llama sueño.

Ver en el día o en el año un símbolo
de los días del hombre y de sus años,
convertir el ultraje de los años
en una música, un rumor y un símbolo,

ver en la muerte el sueño, en el ocaso
un triste oro, tal es la poesía
que es inmortal y pobre. La poesía
vuelve como la aurora y el ocaso.

A veces en las tardes una cara
nos mira desde el fondo de un espejo;
el arte debe ser como ese espejo
que nos revela nuestra propia cara.

Cuentan que Ulises, harto de prodigios,
lloró de amor al divisar su Itaca
verde y humilde. El arte es esa Itaca
de verde eternidad, no de prodigios.

También es como el río interminable
que pasa y queda y es cristal de un mismo
Heráclito inconstante, que es el mismo
y es otro, como el río interminable.

1960

Ricardo Musso dijo...

Hola Ana!!!

Brillante ejemplo - los versos de Santos Vega -, en la HISTORIA REAL, de un grito libertador para poder generar un sentimiento de PATRIA.

Así he aprendido a amarla, sin guardar rencor hacia quien hubo que combatir para poder crearla, porque por la misma HISTORIA REAL, paradójicamente, provengo con mi raíz española (en forma directa) y tana de tercera generación, del otrora “enemigo” (cuyas PATRIAS también amo, bailo y canto).

Sin embargo, y aunque bien sabes combato las hipótesis contrafácticas, no puedo dejar de preguntarme (sin sentirme culpable de nada): ¿Qué hubiese sido de estas PATRIAS – que hoy llamamos latino-americanas - si las cientos de civilizaciones originarias de este continente, poblado por 100 millones de habitantes, hubieran triunfado cuando al conquistador se le ocurrió “barajar y dar de nuevo”?.

Besos.
Rik

Ana dijo...

Rik, yo siempre marco esa paradoja, los MIOS asolaron MI tierra. La campaña al desierto aniquiló los primitivos habitante de estas tierras, que, históricamente no tienen mucho que ver con la mayoría de nosotros. Creo que esa paradoja es, de algún modo fundante del ser Argentino.
Sabés Rik que el concepto de Pachamama, que es creencia al Norte, bien al Norte, es riquísimo. Siempre digo que, simbólicamente y para integrar, entre el Dios padre que trajeron los colonizadores y la Pachamama que veneraban los habitantes de estas tierras, se podría haber armado algo así como figuras parentales...Pero se ELIGIO la colonización, y se sigue eligiendo, cambian los colonizadores nomás...han empeorado ahora los colonizadores son como los Hunos ( en otro registro, claro)
Un besote

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola Ana:

Esas legislativas se resolverán el día en que lleguen los nuestros. Ese día ya se sabrá, pues todo cambiará. No será como lo fue antes.

Recibe un abrazote amiga.

Ricardo Musso dijo...

?

Ana dijo...

Hola Javier: no termino de entender, ni siquiera empiezo, a "el día en que lleguen los nuestros", de que modo? Llegarán a la Argentina también? Será globalizado? Porque según tus dichos puede ser asi o todo lo contrario.
Un beso grande