martes, 2 de febrero de 2010

¿Dèjá vu?

Impactantes noticias se leen y se escuchan. Un clásico.

Aportan la cuota de confusión que corresponde.


 Interesantes comentarios los del escritor peruano Mario Vargas Llosa, - me llaman la atención entre el fárrago - refiriéndose al  presidente de Venezuela y a otros países latinoamericanos: "Nosotros, los países donde hay democracia, donde se está justamente prosperando en la legalidad y la libertad, tenemos que defendernos de alguien que no es sólo un peligro nacional, sino también continental(...) “Mal va Venezuela, mal va Ecuador, mal va Nicaragua. Y creo que es la primera vez , desde que tengo uso de razón, que digo que el gobierno de Perú va bien" Comentario excéntrico, para mi gusto,  en donde se supone que los países se dividen entre los que tienen "democracia como a mi me gusta" y los que tienen "democracia que no me gusta".

Nos guste o no nos guste, las democracias de Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua  son tan  válidas como  la de -"Nosotros, los países donde hay democracia". Aunque nos disguste el personalismo y/o presidencialismo y/o supuesta megalomanía del Presidente.  Supongo que lejos de intentar intervenir en sus políticas deberá ser la ciudadanía de cada país quien ponga límite a los excesos demagógicos si lo consideran necesario.

No olvido  el diálogo de "El hermano menor" - del mismo  Mario Vargas Llosa - entre los hermanos Juan y David, inmediatamente  después de haber dado Juan muerte a un indio que había atacado a  puñetazos a su hermano, en ese diálogo Juan dice a David que volverá a la ciudad para vivir  siempre ahí, no quiere saber del campo, David no comprende la conmoción de Juan al haber matado a otro hombre. "¿Te has olvidado del tipo de la cascada?"- dice Juan- "Si me quedo en la hacienda voy a terminar creyendo que es normal hacer cosas así. Iba a agregar como tu pero no se atrevió."
La diálectica de clases Vargallosiana : los niños "bien" de Miraflores y el proletariado urbano; los terratenientes y los indios; está habitualmente teñida de una enorme violencia y polarización, similar violencia y polarización que se reproducen en el tejido social de muchos países latinoamericanos, incluída la Venezuela de Hugo Chávez, claro.
Esta subversión o confusión de determinados valores se vuelve carácterística en sociedades con un alto índice de violencia social. La confusión producida por ciertos discursos subversivos - al de Mario Vargas Llosa en sus declaraciones me refiero -  no permite "ver" y mucho menos "escuchar".

No olvido que vivo en Latinoamérica en donde la violencia, la injusticia, el machismo, la corrupción, la diferencia dramática de clases, es moneda corriente. Los intentos - tímidos o menos tímidos - de modificar ese estado de cosas van a generar, imagino, un redoble de esa violencia casi originaria. Creo esperable que nuestra época vire hacia una moderación - una integración si se quiere - de los modelos que - radicalmente instaurados - no han funcionado. De cada uno de ellos habrá que tomar alguna parte: la antiguedad y las tradiciones deberán tener un lugar; la razón, el modernismo aportarán lo suyo y la humanidad intentando una especie de continuidad, deberá superar la ceguera que producen lo acotado de la  existencia humana y  la razón como única fuente de conocimiento, para volver a confiar de algún modo en sus instintos.

Entre las oposiciones que se destrozan - verbalmente y algunas veces no sólo verbalmente - y junto a ellas se sigue destrozando  la trama social, parece estar apareciendo - en nuestro país y estimo en algunos países de la región - tímidamente una instancia: el Parlamento, en principio mero instrumento del poder presidencial, pero deviniendo con el tiempo  y las experiencias  de la ciudadanía, en protagonista activo del intento social de poner algo de límite a lo descarnado de las luchas de poder.

Es necesario que el PODER esté dividido.

Cada uno luchará por su porción.

18 comentarios:

SIL dijo...

Es que si divides, VENCERÁS...
Horrible, pero real.

Tengo ese Dèjá vu desde hace años !

Es posible que no haya remedio??

ANA, maravillosa y lapidaria ANA, hay tantas verdades en este Post, que sólo queda darte la razón.

YO TAMPOCO
¨olvido que vivo en Latinoamérica en donde la violencia, la injusticia, el machismo, la corrupción, la diferencia dramática de clases, es moneda corriente¨

ay ay ay ay


ABRAZO INMENSO



SIL

the godfather dijo...

Hola Ma, la verdad no entiendo bien lo que decis, pero espero que alguna vez pueda entenderlo, bueno yo te ejo un beso, y escribi dos entradas mas en mi blog.


un beso, the godfather.

Juan Poz dijo...

¡Ah, el "justo medio" de los ilustrados! ¡Y ojalá que se impusiera!
Vrgas Llosa tiende a memudo (¡menuda errata por "menudo"!, sobre todo si se lee separado "me mudo") al maniqueísmo, hijo de su neoliberalismo, de ahí que hayan de relativizarse mucho sus "encendidas" afirmaciones democratizadoras. De todos modos, cuando un pueblo está sometido a un régimen totalitario -independientemente del modo como llegó al poder, acordémonos del nazismo- se vuelve difícil vencer al tirano con la épica. Aquí en España Franco duró cuarenta años, y no era poca la oposición que luchó contra él.

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amiga Ana:

Bien lo planteas, son los pueblos los que tienen que decidir si lo que se hace es adecuado o inadecuado. No los plumíferos como Vargas LLosa, fracasado -por otra parte- en sus intentos políticos.

Venezuela, Ecuador, Bolivia, Nicaragua; pues como todo son democracias manifiestamente mejorables, pero confío más en lo que se está haciendo en esos países que en aquellos gobernados por la derecha rancia, golpista y tradicional.

Recibe un muy fuerte abrazote amiga.

Ana dijo...

Sil, amiga, divide y reinarás es un clásico también. Parece que los remedios son - en algunas circunstancias parecidos a las enfermedaes -
Te admiro tu capacidad de reconocer tu cualidad de lapidaria. Me da un poco de pudor manifestar que lo soy. Un beso enorme, maestra.

Ana dijo...

Negro: Yo sé que vos entendés lo que yo digo cuando te explico lo mismo que escribo como un cuento. Sólo que no sabés que lo sabés, jeje. Ya leí tus entradas y estoy de acuerdo, siempre te digo Negro que los hombres nos estamos yendo a la banquina....
Un beso jefe

Ana dijo...

Juan: Así es, las expresiones democratizadoras de Vargas Llosa, son - como poco - contradictorias.
Pero creo, que ninguno de los pueblos que menciona Don Mario tiene regímenes comparables a la España franquista, ni a la Alemania nazi. Los presidentes de los cuatro países mencionados fueron elegidos y en algunos casos reconfirmados por plesbicitos como en Bolivia, Venezuela y Ecuador.

Es justamente eso lo que escribo en la entrada, no es posible que la democracia sea respetada cuando "me gusta quien gana", tampoco es cabal democracia si no se respetan las minorías, tampoco lo es si la concentración de riquezas genera que las minorías manejen el poder y por lo tanto manipulen la democracia. Es un sistema perfectible, pero no hay otro mejor, por ahora.
Por otro lado el personalismo es bastante común en los países latinoamericanos aún, no digo que esto sea lo esperable,claro, pero hemos aprendido que debe ser cada pueblo quien tramite su propia libertad. En un mundo utópico, la totalidad de la humanidad debería ir en socorro de determinado pueblo oprimido, pero no es el mundo en que vivimos de ese corte. Cuando un país se decide a "liberar" a otro de un tirano puede suceder un Irak, por citar un ejemplo.

Cada uno quiere su porción de poder y es bueno que el poder esté lo más dividido posible, así -como acota la amiga SIL- el pueblo tal vez, sólo tal vez, tendrá alguna remota posibilidad de vencer.
Un beso grande.

Ana dijo...

Hola Javier: También creo, y lo escribí antes a Juan, que la democracia es perfectible, y el control de los "mecanismos de poder" es, creo, la clave para intentar perfeccionarla. Para eso el PODER debe estar dividido y el pueblo, para mi gusto debe tender a dividirlo.
Un beso grande.

Malo Malísimo dijo...

Democracias y democtracias... no llego a entenderlo. ¿No hubo elecciones libres en uno y otro lugar? ¿Entonces? Me lo expliquen por favor, que soy algo corto de
entendederas. El que nace imbecil (con perdón) muere gilipollas. Las maneras y los modos con que cada pueblo practique "su" democracia depende de ellos mismos y tienes toda la rzón en lo del poder. Dividido y a la gresca que ninguno ceda ni un ápice de su independencia. Malo es cuando se junta el hambre con las ganas de comer.

Ricardo Musso dijo...

Buen día Ana!.

Excelente publicación la tuya!.
Es una de las primeras veces en que coincido con vos de la “A” a la “Z”.

Tu asociación de los avatares que están atravesando las DEMOCRACIAS latinoamericanas con los comentarios que anda haciendo por el mundo ese personaje (no ya de sus cuentos sino de la vida real) Mario Vargas Llosa es excelente, ya que sus palabras son siniestras (estoy seguro que es un agente de las oficinas del país del norte!).

Creó que no hay peor fanático y fundamentalista que un CONVERSO. Y ese tipo, en sus “conferencias, se la pasa cometiendo lapsus lingues cuando utiliza la palabra “DEMOCRACIA a que él aspira, cuando en realidad el término que debería utilizar es el de el TOTALITARISMO en que le gustaría se convirtiera el Planeta.

Solo le falta cortarse y teñirse el cabello de negro, dejarse un cortito bigotito y pedir que lo saluden: “Heil Vargas!!!”.

Besos.
Rik

Ana dijo...

Malo, te leo habitualmente, y comparto, habitualmente, tus comentarios. Tomando metafóricamente una frase de tu última, diría que al PODER hay que caparlo.
Tu último post es más que interesante, aquí enlazo, , y lo es más aún relacionado con lo que he escrito en éste. Desde una mirada micro se observan similares contubernios, similares discursos y similares estafas a la ciudadanía de a pie, aquí en Latinoamérica y allí en España, primer mundo.
Al PODER hay que tender a atomizarlo, parece imposible para los tiempos humanos, pero es esa - para mi gusto- la posta que hay que pasar, dividirlo DESDE ADENTRO, y que ninguno"ceda un ápice de su independencia".
Para eso, como escribió nuestro Mariano Moreno el prólogo al Contrato social de Rousseau: “Si los pueblos no se ilustran, si no se vulgarizan sus derechos, si cada hombre no conoce lo que vale, lo que puede y lo que sabe, nuevas ilusiones sucederán a las antiguas y después de vacilar algún tiempo entre mil incertidumbres, será tal vez nuestra suerte, mudar de tiranos, sin destruir la tiranía”, el pueblo debe ilustrarse, peeeero
esa particular "educación de la libertad" debe pasar de boca en boca de padre a hijo, de vecino a vecino, no esperemos que el poder instituido nos eduque para ser libres, la libertad debemos conseguirla, lucharla y transmitirla!!
Lento trabajo de siglos....
Un beso fuerte, Malo, querido.

Ana dijo...

Hola Riki! Es interesante, cómo en los comentarios y conferencias de Vargas Llosa, además de su prosa se lee el germen del totalitarismo, diría, más que el totalitarismo el capricho de quien está soportado por el PODER para poder ejercer ese capricho, que se lee sin vueltas: "Lo que yo digo que es democracia es democracia" y las "otras" no lo son, aunque hayan sido elegidas y vuelto a elegir por más de la mitad de los ciudadanos en plesbicitos.
Esa es la enorme contradicción que hay que escuchar para mi gusto.
Por otro lado los procesos, como hemos dicho tantas veces no serán fáciles, pero no tienen por que serlo.
Un beso grande!

Aaoiue dijo...

Dejo simplemente huella de mi paso por este lugar y me voy, en sentido figurado, intentando no hacer ruido. No sé, Ana buena, si me sorprendo o me admiro (¿qué más dará?) de la seguridad con la que veo que a veces opinan otras personas, donde a mí me es incluso difícil hasta mantener un ritmo de respiración y una motilidad palpebral normal. Ni siquiera tengo la capacidad de comprender la relación de que Lula ceda ante las presiones y el FMI advierta de las medidas que se deben tomar en España, Portugal y Grecia (aparte supongo de la de no adulterar las cuentas). Seguramente que la hay, y no ya porque todo está relacionado, sino porque no desconozco que ustedes -que saben más de política internacional que yo- sabrán qué hilos se mueven detrás o por encima de todo ello. Yo no. Y lo que ustedes dicen, con todos los respetos, me confunde y de alguna manera me hace desear el silencio.
La lectura que yo extraigo del texto de Mario Vargas Llosa -escritor del que he leído sólo dos novelas- difiere de la tuya, porque creo que en realidad elide la cuestión de que en Venezuela no hay una verdadera democracia. Por lo tanto, hasta donde llega mi entendimiento y mi conocimiento de la obra del escritor peruano (que por cierto hemos tenido mucho por aquí en Barcelona, España, por razones de las que voy a guardar el secreto médico), yo diría que ha pecado de inexacto o difuso. Ignoro el contexto de la frase y en general más no sé. Ésta es mi aportación.
Un abrazo grande.

Ana dijo...

Marta, confusión, eso es, confusión, lo que se genera.
El hilo conductor que podrían tener todas esas noticias que he mencionado funciona a modo de un “ rompecabezas”. Los latinoamericanos - entre otras pestes - hemos tenido las recetas del F.M.I que no sé a ciencia cierta que influencia han tenido en nuestra eterna "caída libre", parte de mi dèjá vu tiene que ver con las recetas del Fondo....
Necesito largos silencios últimamente....hasta que algo leído me impacta de manera especial. Fue el caso de las declaraciones de Mario Vargas Llosa - he leído varias novelas y varios cuentos, a mano y no demasiado perdido en el polvo de mi biblioteca, estaba un tomo que tiene entre otros cuentos el que menciono, tuve que encontrar el diálogo que marca – a mi modo de ver – la subversión que producen ciertas prácticas, tal como marca, a mi modo de ver, Vargas Llosa en el diálogo de los hermanos. Similar subversión producen, para mi, ciertos discursos que avalan esas prácticas y lejos de abrir un debate sobre un tema tan y tan complejo eluden una parte de la cuestión. (Otra parte del dèjá vu)

Excelente aporte Marta, lo agradezco, me ayuda a pensar el tema, que por confuso y complejo está en permanente “parpadeo”: Elide seguramente la cuestión porque de no hacerlo, debería entrar en un terreno más confuso aún: ¿ Qué país tiene verdadera democracia? ¿ En qué países se respeta a las minorías? ¿ En qué países las minorías que poseen concentración de poder no ejercen enorme violencia sobre las mayorías, aunque éstas mismas mayorías hayan colocado “por voto popular” a esos grupos en el poder? En nuestra Latinoamérica esas prácticas son un flagelo generalizado, con o sin democracia, de la “nuestra” o de la “otra”.

Para mi justamente lo que hace Vargas Llosa no es elidir, sino eludir

Un beso fuerte Marta querida.

Aaoiue dijo...

Claro, claro, y de eludir a elidir va mucho: la voluntad. Es una elección.
Lo de la democracia entonces es como lo de cargar contra el velo islámico, aquí en Europa, cuando las mujeres seguimos llevando no un velo pero algo más tupido por invisible que parezca, que nos tiene atadas a unas estructuras perversas y según y como más asfixiantes que un burka. Un día habrá que hablar de los velos y los votos cautivos. Bla, bla, bla.
Abrazo grande. Me voy corriendo que llego tarde.

LUNA dijo...

-La democracia, es el aquel sistema de gobierno, en el cual la soberanía del poder reside y está sustentada, en pueblo. Es éste, por medio de elecciones directas o indirectas, quien elige las principales autoridades del país. Asimismo, es el pueblo, quien puede cambiar o ratificar a estas mismas autoridades, en las siguientes elecciones populares. Por este motivo los griegos hablaban de la democracia, como el gobierno del pueblo; de hecho este es su significado literal.-

Esto, entre muchas acepciones, he encontrado ante la pregunta ¿que es la democracia?-

El pueblo soberado, pone y quita a sus mandatarios y gobiernos, con sus votos en las urnas.
Luego, los gobernantes, cumplen sus promesas o no (casi siempre, nooooooooooooo)
Pero el PUEBLO QUE VOTÓ, y solo él, mediante los mecanismos que proporciona la democracia, puede destituir ese gobierno.

Y NADIE (ajeno) es quién para criticar la voluntad de un pueblo.
Es como si el vecino viniera a criticar como organizamos nuestra casa....

Mientras se pueda hablar en las urnas, hay que ser profundamente respetuosos con las decisiones de los ciudadanos de cada país.

Mejor arreglemos nuestra casa, que seguro que todos tenemos pelusa debajo de la cama...

Un gran besito, amiga.

Ana dijo...

Luna querida, eso es lo que he querido decir, acuerdo con vos, en que casi nunca los gobernantes cumplen sus promesas y lo que es peor, en ocasiones sus mandatos se depegan violentamente de los lineamientos que expuso para lograr el número de votantes que lo elevó al cargo que ocupa. Problemas propios del sistema, pero no ha aparecido aún otro que lo supere, asi que, cada país deberá resolver sus problemas internos, con la menor injerencia posible. Desgraciadamente también este deseo es utópico, la realidad nos indica que cuando determinado país o grupo humano, "molesta a los grupos de poder"- ya ni siquiera me refiero a países - cualquier contubernio o distorsión sirve para neutralizar la "molestia". Los mass media, no escapan a esa lógica para mi modo de ver, asi que estamos bombardeados permanentemente por noticias, opiniones o aseveraciones que se alejan de la realidad - o pretenden manipularla, cuando no construirla- en muchos casos.
Un beso grande.

Nestor Zawadzki dijo...

Las democracias pueden ser individuales o colectivas, los gobernantes pueden ser individualistas o compuestos, pero las sociedades pueden ser individualistas o solidarias. Siempre habra tiranos, pero las solidaridad repele las tiranias.